top of page

CONSEJOS PARA TOMARTE FOTOS FAMILIARES

Tratar de tomarse fotos con un grupo grande de personas, especialmente familiares, puede ser complicado por muchas razones, como tratar con personalidades diferentes hasta capturar la toma perfecta de niños quienes fácilmente se distraen.


¡PREPÁRATE!

Antes de empezar de sacar las cámaras, es necesario que tus familiares estén informados que se llevará a cabo una sesión de fotos. Probablemente quieran dar un concepto creativo a las fotografías (como vestirse todos del mismo color, ir en pijamas temáticas, etc.), para lo cual, todos deben sentirse preparados. Comparte ideas e infórmate en qué horario todos podrían asistir para participar en las fotografías.


¿CÓMO SERÁ EL ESCENARIO?

Examina el escenario con anticipación para que pueda tener una idea concreta de cómo se verá la sesión de fotos y si debe traer accesorios como sillas. La verdad es que cuando la ubicación es perfecta, puedes concentrarte en las poses. Entonces, antes de capturar el momento, busque una luz suave difusa y un fondo estético.


¿CUÁN GRANDE ES EL GRUPO?

Pregunte sobre la cantidad de miembros de la familia que incluirá la sesión de fotos, para que pueda planificar con anticipación algunas poses y el escenario de una sesión fotográfica.


¿CUÁLES SON LOS PAPELES EN LA FAMILIA?

Si se trata de un grupo más grande, no olvide preguntar acerca de las relaciones de los miembros de la familia, para que pueda agruparlos, sea consciente de las interacciones internas y, lo más importante, a quién no debe excluir en cada agrupación.



¿Y LAS GENERACIONES?

Un buen consejo es preguntar si habrá niños, bebés o mascotas porque estos grupos son especialmente exigentes y se necesitan mucho juguetes, golosinas u otros accesorios.


¿CUÁL ES EL CÓDIGO DE VESTIMENTA?

A menos que esté haciendo una sesión de fotos temática, recuerde a los miembros de la familia que usen colores sólidos y que traigan ropa de repuesto si la sesión de fotos incluye niños y bebés. O indíqueles qué ponerse como guía para la sesión de fotos.


CÓMO TRATAR A LA FAMILIA

Cada familia es un mundo propio. Así que tómate el tiempo para interactuar con ellos y aplicar algunos de estos consejos para facilitar la sesión y tomar hermosas fotografías familiares.


NO LOS HAGAS POSEAR DURANTE MUCHO TIEMPO

Como verás más adelante, la pose tradicional es una parte necesaria de toda fotografía familiar exitosa, pero cuando posas durante mucho tiempo, la gente comienza a sentirse poco natural. Recuerda que no estás tratando con modelos profesionales y déjalos que se tomen un descanso, especialmente, si hay niños en la sesión.


HACER GRUPOS PEQUEÑOS

Haga grupos pequeños como parejas, papás e hijas, madres e hijos, abuelos e hijos para capturar su interacción. De seguro, algunas resultarán impresionantes.


SIENTE EL MOMENTO

La gente normal no suele saber cómo comportarse en entornos como este. Así que tendrás que animarlos a que se acerquen y demuestren cariño. Es posible que obtenga algunas fotos familiares no tan naturales, pero al final lograrás tener un recuerdo invaluable.



OBSERVA LOS DETALLES

Realmente ayuda al resultado observar los detalles, por lo que intenta arreglar si notas un zapato desatado, cabello desordenado, un color de lápiz labial embarrado. Nadie quiere que tales sutilezas arruinen una foto fantástica.


HAZLOS SONRÍE

Si no eres el bromista de la familia, búscalo y pídele que cuenten un chiste. Es mejor sonreír y reír, que expresiones faciales falsas. La sonrisa y la risa genuinas se ven increíbles en las imágenes.


POSES Y CONSEJOS GENERALES

Siempre digo que es mejor darles a los clientes algunas pautas, en lugar de forzar una pose determinada. Debes explicar absolutamente algunas poses específicas y fotografiar a la familia en ellas. La clave es que durante la explicación no les resulte difícil, ni llegar a ser muy insistente.


¿DÓNDE ENFOCARSE?

Aunque la lente gran angular es imprescindible, recuerda que debes ver todas las caras de los miembros de la familia. Así que no permita que el grupo esté demasiado lejos de la cámara.


¡BARBILLAS EN ALTO!

Sí, es el truco más antiguo, pero es porque funciona. Pide a a tus familiares que extiendan moderadamente la barbilla hacia la cámara y luego la bajen un poco. No todo el mundo tiene la mejor postura para modelar, por lo que debes controlar cómo se ven sus movimientos durante una sesión.


TRABAJANDO CON NIÑOS

Pida a los adultos que carguen a los niños pequeños y a los bebés. No solo captarás su energía íntima, sino que también te asegurarás de no tener ningún fugitivo de la imagen.


Al fotografiar solo a los niños, cambie el nivel, llegue a la línea de sus ojos. Los padres ya se han tomado las fotos con sus hijos desde la perspectiva de una persona más alta. Así que no olvide moverse y acomodar sus disparos a sus actividades, para que sean naturales y no forzados.



POSICIÓN TRADICIONAL VS. POSANDO SIN POSES

El primer instinto suele ser correcto. Ponerse en línea es la pose más fácil y clásica para las familias, sin importar con cuántas personas trabajes. De esta manera, te aseguras de que todos tus sujetos sean igualmente visibles.


Comience con poses tradicionales, especialmente si tiene niños. Son más atentos y atractivos al principio, por lo que este es el momento en que puede hacer las llamadas tomas seguras y, después, puede ser creativo con fotos menos posadas e interacciones espontáneas y lúdicas. La clave es conocer las poses tradicionales, pero no ceñirse a ellas a ciegas.






8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page